TERMINÓ LA NOVELA MESSI – BARCELONA, AQUÍ LOS 10 PASOS QUE SE DIERON

0
170

Fueron, sin dudas, los 10 días más agitados desde que Lionel Messi aterrizó en Barcelona hace dos décadas. Diez días en los que la partida del rosarino parecía cosa juzgada, en los que se entabló una dura puja legal y que se cierran con un acuerdo que no termina de conformar del todo a nadie. Una novela que tuvo varios capítulos cada día.

MARTES 25 DE AGOSTO

Messi sacudió al mundo del fútbol con el envío de un burofax a las oficinas de Barcelona en el que comunicó que consideraría concluido su vínculo con el club el 30 de agosto haciendo uso de una cláusula incluida en su contrato (válido hasta el 30 de junio de 2021) que le permitía partir tras el final de su penúltima temporada de vínculo.

Cinco días antes, se había reunido con el neerlandés Ronald Koeman, nuevo entrenador del Barça. En ese cónclave le había adelantado que se veía “más afuera que adentro” del nuevo proyecto del club. Para colmo, el DT le había anunciado a Luis Suárez, un buen amigo de Messi, que no sería tenido en cuenta para la siguiente temporada.

Poco después de recibir la notificación de Messi, la dirigencia de Barcelona hizo saber que no consideraba válido el pedido de libertad de acción, ya que la cláusula del contrato establecía que el futbolista debía notificar antes del 10 de junio si deseaba irse. Messi y sus abogados alegaban que la alteración del calendario europeo debido a la pandemia de coronavirus permitía una reinterpretación de la cláusula.

MIÉRCOLES 26 DE AGOSTO

Mientras Messi se mantenía en silencio, socios y simpatizantes de Barcelona le pedían que se quedara y exigían en las puertas del Camp Nou la renuncia del presidente Josep María Bartomeu y de su Junta Directiva.

La carrera por hacerse con los servicios del capitán del seleccionado argentino ya había comenzado. Manchester City parecía picar en punta, aunque París Saint-Germain e Inter se animaban a participar en la puja.

JUEVES 27 DE AGOSTO

Bartomeu deslizó que renunciaría si Messi se quedaba y admitía públicamente que su deseo de partir estaba vinculado con la permanencia en el cargo del presidente, que tras la eliminación de la Champions League a manos de Bayern Múnich había anunciado que en marzo de 2021 se realizarían las elecciones de autoridades del club.

Fuentes cercanas al jugador confirmaron a Clarín que Leo brindaría una conferencia de prensa en la que expondría los motivos de su decisión, aunque sin aclarar cuándo ocurriría eso. Mientras tanto, en Rosario, cientos de hinchas de Newell’s se concentraron en la sede del club y luego realizaron una caravana para pedirle que se sumara al conjunto rojinegro.

VIERNES 28 DE AGOSTO

Messi solicitó una reunión con Bartomeu y la Junta Directiva del club con el objetivo de acordar su salida en buenos términos de la institución. Unas horas antes, la señal de televisión Deportes Cuatro había informado que el jugador había manifestado al presidente su voluntad de partir incluso antes de enviar el burofax, sin obtener respuesta al respecto.

Como consecuencia de la decisión de Messi, tres precandidatos para las elecciones del club (Víctor Font, Jordi Farré y Lluís Fernández-Alá) y ocho agrupaciones se unieron para impulsar una moción de censura presentada por Farré dos días antes contra Bartomeu.

SÁBADO 29 DE AGOSTO

Barcelona ratificó su postura de no negociar para permitir la desvinculación sin cargo de Messi antes de la finalización de su contrato. Un mensaje sin demasiado margen para el acuerdo: si quiere irse, tendrá que pagar los 700 millones de euros establecidos en la cláusula de rescisión.

El club, además, decidió prescindir de los servicios del bufete Cuatrecasas, que asesoraba a la institución desde hacía años. ¿El motivo? Abogados de ese bufete habrían aconsejado a Messi en su decisión de irse del club.

DOMINGO 30 DE AGOSTO

Llegada la fecha de extinción de contrato que sus abogados habían planteado, el rosarino no se presentó en la Ciudad Deportiva Joan Gamper para someterse a los controles médicos previos al inicio de la pretemporada, que estaba previsto para el día siguiente. La ruptura parecía no tener retorno.

Tras analizar el contrato del futbolista, la Liga de España emitió un comunicado en el que fijó su posición respecto al conflicto: consideró que el vínculo seguía vigente y advirtió que no validaría el pase a otro club si antes no se abonaba la suma fijada en la cláusula de rescisión.

LUNES 31 DE AGOSTO

Catorce futbolistas se entrenaron en la Ciudad Deportiva por primera vez bajo las órdenes de Koeman. El gran ausente fue Messi. Hubo banderas en apoyo al máximo goleador histórico del club y de la Liga de España.

Los impulsores de la moción de censura contra el presidente Bartomeu y su Junta Directiva se presentaron en las oficinas del club para retirar los papeles en los que deberían estamparse las 16.520 firmas necesarias de los socios (el 15 por ciento del padrón electoral) para conseguir llevar el proceso a un referéndum.

MARTES 01 DE SEPTIEMBRE
Jorge Messi, padre y representante del jugador, viajó desde Rosario hacia Barcelona para intentar negociar la salida de su hijo del club catalán. Ya había mantenido comunicaciones telefónicas con Bartomeu, en las que ambos habían mantenido inflexibles sus posturas.

Mientras tanto, los posibles destinos del jugador empezaban a reducirse. Piero Ausilio, director deportivo de Inter, aseguró era “una locura” la posibilidad de que Messi llegara y dejó claro que el club milanés no realizaría oferta alguna por él. En tanto, medios ingleses publicaron que Manchester City dudaba sobre la factibilidad de incorporar al argentino.

MIÉRCOLES 02 DE SEPTIEMBRE

Jorge Messi y Josep Bartomeu se reunieron durante aproximadamente una hora y media en las oficinas del club en el Camp Nou. El presidente ratificó su voluntad de que el futbolista se quedara, ofreció extender el vínculo hasta 2022 y repitió que si deseaba marcharse, debía pagar la cláusula de rescisión. Messi padre reiteró que su hijo ya no se consideraba jugador del Barça, aunque dejó abierta una puerta para una salida que incluyera un resarcimiento económico.

Unas horas antes del cónclave, Barcelona había presentado su nueva indumentaria para la temporada 2020/21 con afiches que incluían como protagonista central a Messi.

El diario inglés Daily Record publicó que ya existía un acuerdo entre Messi y Manchester City que incluía un contrato de 700 millones de euros por cinco años, lo que lo convertiría en “la persona mejor paga en la historia del deporte”.

JUEVES 03 DE SEPTIEMBRE

“Seeeeee…..”, respondió Jorge Messi cuando le preguntaron si estaba analizando la posibilidad de que su hijo continuara en Barcelona. El representante había sido abordado en el estacionamiento de las oficinas de la Fundación Messi por un periodista de Deportes 4, que también le consultó cómo había resultado la reunión del miércoles con Bartomeu. “Muy bien”, respondió.

VIERNES 04 DE SEPTIEMBRE

Después de tantos rumores e idas y vueltas llegaron las palabras oficiales. Primero fue Jorge Messi el que jugó su ficha y a través de un carta a Javier Tebas, presidente de LaLiga, ratificó que el jugador podía activar la cláusula de salida unilateral y que a partir de esto no tenía validez la cláusula de rescisión de 700 millones de euros.

Enseguida llegó la respuesta desde la organización. En una carta breve ratificaron lo que ya habían comunicado ante los medios de comunicación: la postura de LaLiga era igual a la del Barcelona y la única posibilidad que el contrato le daba a Messi para irse era pagando la cláusula de rescisión.

En esta pulseada, la familia Messi se reunió con sus abogados y llegaron a la conclusión de que lo mejor era que Leo se quedara en el club hasta la finalización de su vínculo, a mediados de 2021.

Y Messi se queda. Y lo explica así: “Yo pensaba y estábamos seguros que quedaba libre, el presidente siempre dijo que a final de temporada yo podía decidir si me quedaba o no y ahora se agarran a que no lo dije antes del 10 de junio cuando resulta que el 10 de junio estábamos compitiendo por la Liga en mitad del virus este de mierda y de esta enfermedad que alteró todas las fechas. Y este el motivo por el que voy a seguir en el club”.

“Ahora voy a seguir en el club porque el presidente me dijo que la única manera de marcharme era pagar la cláusula de 700 millones, que eso es imposible, y que luego había otra manera que era ir a juicio”.

Por ahora sigue. ¿Será el último capítulo?

JAIR LENIS BETANCOURT
Exitosa Stereo 107.8 fm

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here